USB 3.0

El estándar USB 3.0 presentado en el 2008 está empezando a tomar forma  dos años después con la entrada al mercado de las primeras unidades compatibles. Mientras que en USB 2.0 el cable dispone de cuatro líneas, un par para datos, una de corriente y una de toma de tierra, en USB 3.0 se añade cinco líneas. Dos de ellas se usarán para el envío de información y otras dos para la recepción, de forma que se permite el tráfico bidireccional, en ambos sentidos al mismo tiempo. El aumento del número de líneas permite incrementar la velocidad de transmisión de forma considerable.

De esta manera se eleva la capacidad de transferencia a 4,8 Gbps y además incorpora un aumento de la intensidad de corriente cosa que permitirá la carga de dispositivos externos con más necesidad energética. Cabe destacar que se mantienen los pins del estandar USB 2.0 lo que garantiza la compatibilidad con dispositivos anteriores.

También te podría gustar...

2 Respuestas

  1. pulpandante dice:

    Esto no es lo mismo que las entradas USB2/SATA, no?
    ¿Es mejor el USB3 que el SATA?
    Hasta luego

  2. El SATA III es un interfaz que permite velocidades similares al USB 3 pero la diferencia general es que el SATA está pensado para ser un bus interno (Disco duro – Placa) con una longitud limitada y el USB para conectar dispositivos externos por lo que encontramos cables más largos. Sin embargo, los dos son bus serie y de velocidades similares que es previsible acabarán convergiendo en un dispositivo único en algún momento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.